Por Mike Volta

Las navidades se construyen con Tradiciones y recuerdos, deberían ser siempre con amor, pero el amor también es dolor, es una de sus formas más tristes pero a veces necesarias.

La esencia no cambia; el amor está ahí, cada vez es más difícil encontrarlo, sacarlo y demostrarlo.

Y con los nuevos tiempos parecería que estas épocas solo agravan la situación personal, muchos despedidos, se quedan sin trabajo y no les pagan precisamente cuando hay más gastos que hacer y en una época de amor y esperanza.

Otros tristemente tienen la terrible desgracia de perder a un ser querido en estas fechas y el recuerdo cada año es peor al relacionar la pérdida con la Natividad de Cristo.

Es muy necesario entender que las cosas son cómo son y la manera en que las recibimos e interiorizamos será fundamental para la afectación que se genere en nuestra persona; si un niño tira un vaso con agua y se rompe; lo único que ganaremos al regañar al Niño será hacer más tenso el momento; jamás recuperaremos el vaso y su contenido.

Lo hecho; hecho esta!!

Navidad y siempre necesitaremos los mexicanos afianzar nuestro cariño con nuestros semejantes; familiares, amigos, compañeros, debemos promover aún más esta red de cariño y amor que ahí está y que a veces solo en las malas se materializa; que las malas sean permanentes; quizá no lo podamos cambiar pero debemos evitar los efectos nocivos en la mente y en la salud en que pueden derivar si lo permitimos.

Hagamos las cosas diferentes para tener resultados diferentes, dejemos de ser predecibles y rutinarios; reinventémonos y vivamos al máximo, seamos activos con lo que nos agrada y rechacemos contundentemente lo que nos agobia, porque estorba.

Deja por un momento la pasión por las discusiones políticas, ese terreno por ahora está lleno de mentiras, hipocresía, traiciones, desilusiones y ahora dolor y muerte.

No hagamos como que no nos importa pero no dejemos que la pasión nos contamine.

Fortalezcamos la familia, el amor y el cariño, la unión; pero ahora si en cada minuto y cada hora de nuestra vida....aprovechémosla ahorita qué hay.

Diría una canción de teatro musical “la crisis es muy deprimente, la gente anda mal, dinero no hay......las tiendas se quedan sin gente.....así es la inflación y la depresión, es hora de ser optimistas, podemos decir: FELIZ NAVIDAD y AÑO NUEVO por fin!!!

Y si no pues LIBEREN AL KRAKEN!!!

Imagen de miguel.contreras

Mike Volta