compartir en:

Por Vanessa Arriaga

Ecatepec.- A sangre fría Juan Carlos “N” y Patricia “N” asesinaron por seis años a al menos 10 mujeres en Ecatepec, Estado de México, porque “eran bonitas”.

TE PUEDE INTERESAR: Detienen a pareja en Edomex por su relación en 10 feminicidios

El sábado pasado la pareja de feminicidas fueron detenidos y los vecinos de la colonia Jardines de Morelos se sorprendieron ante la noticia, pues eran personas tranquilas que nunca se metían en problemas.

Sin embargo, ambos aceptaron haber asesinado a las personas e, incluso, se sabe que vendían algunos de sus huesos. Juan Carlos justificó su delito al decir que las mató por bonitas y por su odio a las mujeres, un sentimiento con el que creció gracias a su madre, quien lo maltrataba y vestía con prendas de niña, informó la Fiscalía General de Justicia (FGJEM).

“Con un arma punzo cortante, las degollaba, abusaba de ellas sexualmente, las descuartizaba y colgaba sus órganos en frascos con formol”, indicó la dependencia.

Agregaron que sus principales víctimas eran madres solteras y algunas vecinas, las cuales eran “enganchadas” por Patricia. También, se hicieron cercanos a algunos de los vecinos, a quienes les preguntaban cosas para obtener información de sus posibles víctimas, las desapariciones y el avance de las investigaciones.

Feminicidas de Ecatepec

Según Alejandro Gómez Sánchez, titular de la FGJEM, Juan Carlos dijo haber matado a unas 20 mujeres, aunque sólo ha dado información específica de 10. Asimismo, al hombre se le han hecho exámenes psiquiátricos y psicológicos para determinar si distingue entre los que es correcto e incorrecto, pues al hablar de sus delitos, lo hace “con mucha facilidad” y da múltiples detalles, por ejemplo, la ropa que vestían, sus nombres o cómo las asesinó .

“Son hechos inauditos. Nunca nos habíamos enfrentado a un caso de esta naturaleza. Yo sí clasifico a esta persona como un feminicida serial, junto con su esposa, su pareja sentimental”, señaló Gómez Sánchez.

Juan Carlos solía ver videos de torturas y agresiones; además, se mantenía informado respecto a lo que sabían las autoridades de sus asesinatos.

El caso comenzó a investigarse después de que se denunciara la desaparición de tres mujeres, así, comenzaron involucrar a la pareja en los crímenes hasta que lograron tener pruebas suficientes para saber que eran ellos.  

 

TAGS EN ESTA NOTA: