compartir en:

Texas.- Al sur del estado se habilitó un viejo almacén donde cientos de niños hijos de migrantes son confinados dentro de jaulas creadas por malla metálica, de acuerdo a información de activistas en una de las cuales se encontraban hasta 20 menores.

Este domingo la Patrulla Fronteriza permitió el ingreso de la prensa y algunos activistas al lugar, sin embargo no permitió tomar fotografías ni videos, dicha acción en respuesta a la política migrante del gobierno del presidente Donald Trump de “tolerancia cero” que da como resultado la separación de familias.

Se reportó que en el almacén, donde las luces se mantienen encendidas las 24 horas, hay mil 100 personas y se encuentra dividido en secciones distintas para menores no acompañados, adultos que viajan solos y madres y padres con niños, todas las jaulas desembocan a áreas comunes donde hay baños portátiles.

Desde que la política fue anunciada por el secretario de Justicia, Jeff Sessions, casi dos mil niños han sido separados de sus padres, dicha acción también pretende que los funcionarios de seguridad refieran todos los casos de ingreso ilegal a fiscales para que se les presenten cargos.

Funcionarios de la patrulla fronteriza en el Valle de Río Grande argumentaron que es necesario tomar medidas severas contra los migrantes y separar a los adultos de sus hijos para desalentar a otros de intentar hacer lo mismo.

El Secretario General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Antonio Guterres afirmó que los niños “no deben ser traumatizados separándolos de sus padres, ya que la unidad familiar debe ser preservada.”    

 

 

Incluso la primera dama de Estados Unidos, Melania Trump se pronunció por alcanzar acuerdos para que la ley no separe a los niños de sus padres, “la señora Trump detesta ver a los niños separados de sus familias” afirmó Stephanie Grisham, directora de comunicaciones de la esposa del presidente.

 

"Piensa que el país debe respetar la ley pero también debe gobernar con el corazón", añadió.   

TAGS EN ESTA NOTA: