Bolivia.- La autoproclamada presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez acusó al gobierno mexicano de permitir al exmandatario del país andino, Evo Morales violar los protocolos de asilo político.

La exsenadora boliviana denunció que Morales sigue avivando las protestas en su país desde el exilio utilizando los medios de comunicación mexicanos y las redes sociales, además, adelantó que presentará de manera formal su queja sobre estos hechos a la administración de Andrés Manuel López Obrador.

"México tendría que exigirle a Evo Morales a que cumpla con los protocolos de asilo, y no estar incitando al país con su afán prorroguista -de continuar en el poder-, desde donde está. Eso es verdaderamente vergonzoso", advirtió Áñez.

A su vez, Yerko Núñez, recién nombrado ministro de Obras Públicas de Bolivia, se sumó a este reclamo y aseveró que acudirán ante la cancillería mexicana para exponer su postura.

“Hay que hacer conocer al gobierno mexicano, eso no puede estar sucediendo. El expresidente está asilado, no puede hacer ningún comentario. Vamos a hacer las presentaciones que correspondan a través de la cancillería”, sostuvo Núñez.

El excandidato presidencial de Bolivia, Carlos Meza, fue otro de los políticos que apoyó las denuncias contra Evo Morales y llamó al gobierno de México a respetar "su tradición histórica".

"¿Cómo es posible que México, un país que tiene una tradición histórica de asilo (...) le permita al señor Morales declarar políticamente, hacer acusaciones, participar en la política boliviana, promover la violencia y promover la división?", aseveró.

TAGS EN ESTA NOTA: