compartir en:

Moscú.- Los locales le plantaron cara a los ibéricos y se adjudicaron el pase a la siguiente ronda del Mundial.

La selección rusa jugó un gran partido ante su gente y le sacó el empate a 1-1 en el tiempo reglamentario a España y logró obtener su pase a los cuartos de final al ganar en la serie de penales por 4-3.

Pese a iniciar perdiendo el cotejo a los 10 minutos por un autogol de Ignashevich, Rusia supo recuperar el espíritu de lucha que los ha caracterizado para sobreponerse a las adversidad y emparejar el partido.

Pero fue hasta el minuto 40 cuando se dio el empate para los rusos por la vía del penal que cobró de manera extraordinaria Dzyuba. Sin embargo, el marcador así duró todo el encuentro y obligó a decidir el ganador por la vía de los penales.

Ya en la tanda de penales Iago Aspas y Koke fallaron por España y así Rusia avanzó a los cuartos de final que organiza en su país.

 

OBS

TAGS EN ESTA NOTA: