Ciudad de México.- Al dar el banderazo para el inicio de trabajos de construcción del Tren Maya, en el tramos 3, que va de Calkiní a Izamal, el presidente Andrés Manuel López Obrador sentenció que debido a la crisis derivada por la pandemia del coronavirus, esta obra será fundamental para detonar empleos y la economía del sureste.

"Es una obra que llega en buen momento, que se va a iniciar en este tiempo que debido a la pandemia de coronavirus se requiere reactivar la economía y la mejor manera de reactivarla y hacerlo pronto está en la industria de la construcción, en impulsar la industria de la construcción que tiene un efecto multiplicador", enfatizó López Obrador.

Por segundo día consecutivo, el mandatario federal supervisó obras de este proyecto, ya que ayer lo hizo en el tramo 4 que se localiza en Cancún, Quintana Roo.

Durante la ceremonia, el jefe del Ejecutivo federal aseveró que como se usará el derecho de vía, no habrá afectaciones mayores a las tierras de ejidatarios ni al ambiente.

Nota recomendada: AMLO acusa que sus opositores y la prensa utilizan de manera política la pandemia

“Algunos que no conocen el sureste pueden creer lo que nuestros opositores sostienen, de que con el tren se van afectar las tierras y el medio ambiente, porque imaginan que es un trazo nuevo cuando el tren va a utilizar el mismo derecho de vía desde mediados del siglo pasado; no hay afectación”, afirmó el tabasqueño.

IMCM

TAGS EN ESTA NOTA: