compartir en:

Tras admitir ante el Comité de Inteligencia del Congreso que dijo “mentiras blancas” sobre la controversia por la supuesta injerencia rusa en las elecciones presidenciales del 2016, la joven directorsa de Comunicación de la administración de Trump, Hope Hicks anunció que “cerró ciclos y que deseaba explorar otras oportunidades” por lo que dejará su puesto en las próximas semanas.

La dimisión se debe a que después de sus declaraciones, el equipo de la Casa Blanca no vio con buenos ojos su permanencia al frente de las comunicaciones del presidente.

UNA MÁS QUE SE VA

Hicks representa otro alto mando dentro de la administración de Donald Trump que renuncia apenas en su primer año como presidente (13 meses aproximadamente).

El martes pasado, Hicks testificó durante más de cinco horas ante el Comité de Inteligencia de la Cámara, donde expresó que durante la campaña presidencial se vio obligada a decir “mentiras piadosas” en su  trabajo.

La joven de 29 años, fue nombrada directora de comunicaciones de la Casa Blanca en septiembre de 2017, pero formó parte del equipo de campaña de Trump desde el 2016.

Al respecto, la vocera oficial de la Casa Blanca, Sarah Huckabee, dijo que Hicks no abandonará inmediatamente el equipo del mandatario estadounidense.

TAGS EN ESTA NOTA: