VERACRUZ.- El equipo de Tiburones Rojos de Veracruz, que hace unos meses fue desafiliado de la máxima categoría del futbol mexicano, informó que el presidente de la Liga MX, Enrique Bonilla, declaró ante la Fiscalía al ser acusado por el club escualo por diversos delitos.

En un comunicado, el club presidido por Fidel Kuri, señaló que además de Bonilla también testificaron la Directora General de Regulación y Asuntos Deportivos, Anna Peniche, y un socio del hermano de Enrique Bonilla.

En el escrito de la institución jarocha se apreció: “Estos son investigados por los hechos con apariencia de delito de fraude, usurpación de profesiones y uso indebido de documentos, demostrando la complicidad de acciones realizadas por empleados y dueños deshonestos de la FMF para perjudicar al equipo de futbol de los veracruzanos y el patrimonio de los propietarios”.

Tiburones Rojos agregó: “Nosotros confiamos en la justicia, así como en la transformación de la Nación por medio de las instituciones, las leyes y la razón. Asumimos el compromiso con la afición del futbol de informar puntualmente los avances en este caso”.

Fidel Kuri demandó a los directivos de la Liga MX debido a que acusó irregularidades en la desafiliación del Veracruz y de su persona.

Notimex

JLR

TAGS EN ESTA NOTA: